¿Cómo hacer del miedo tu mejor aliado?

Ir a descargar

El miedo te protege y es tu mejor aliado

Hoy me gustaría hablar sobre el miedo, ya que Stephie desde Argentina me ha propuesto que lo hiciera. Así que va por ti Stephie. Espero resolver tus dudas y si no es así, deja un comentario debajo de este post y seguimos hablando sobre el tema.

Si sientes miedo, y todos lo sentimos, debes distinguir entre si es un miedo a presente, es decir, cruzo la calle y miro porque el miedo me hace ser precavido para que no me atropellen o si es un miedo a futuro, a algo que no ha pasado y todavía está por venir.

¿De qué tipo son tus miedos: presentes o futuros? 

La mayoría de personas tenemos constantemente miedos a futuro y estos miedos no son reales, no existen, son ilusiones, meras proyeccciones mentales de escenarios que nos aterran, que no nos gustan. Sí, has leído bien. Porque tu mente pequeña o ego, te lanza proyecciones a futuro de escenarios terroríficos para que te quedes como estás ahora, porque ahora estás vivo y lo único que quiere tu  mente es que sobrevivas, en las condiciones que lo hagas, feliz o infeliz, esto le da igual.

El ego es lo que nos ha mantenido vivos como especie y debemos darle las gracias por ello, pero si conviertes a tu ego en tu amo tus miedos se van a apoderar de ti y no te moverás de tu zona de confort, tu zona segura.

Lee aquí más sobre el ego, por si te interesa el tema: Descubre cómo poner al ego a tu servicio

Si escuchas todo el tiempo a tu mente, a tu ego, no escucharás a la voz de tu alma y por tanto, no harás aquello para lo que has nacido, lo que has venido a aportar al mundo.

Por eso, para mí el miedo es un indicador de que voy por el buen camino, de que estoy haciendo aquello que mi alma me pide. Claro que siento miedo, es normal sentirlo, pero aunque lo sienta sigo avanzando con el miedo como aliado.

El miedo es tu mejor aliado

Para lograr alcanzar el anhelo de tu alma, tu propósito de vida, primero deber SER la persona adecuada, con la identidad adecuada para conseguir tu propósito.  Te voy a poner un ejemplo para que lo entiendas mejor, sería como querer tener una consulta de coaching sin adueñarte primero de la identidad como coach. ¿Es lógico, no? Primero debes ser y sentirte completamente coach y después montarte la consulta para finalmente tener clientes de coaching.  Esta es la secuencia lógica, primero SER, después HACER y por último, TENER.

Lograr abundancia

¿Y dónde interviene el miedo en este proceso?

Imagínate que quieres tener resultados diferentes a los que tienes ahora mismo en tu vida, en ese caso, primero tienes que SER una persona diferente a la que eres ahora y ahí es donde entrarán en la escena tus miedos. La mente te mandará proyecciones mentales con escenarios negativos para que desistas de cambiar tu forma de SER para adueñarte de la identidad necesaria para lograr el cambio en tu vida. Y como tienes miedo, no te pones en marcha, no haces, y por tanto, no logras sistemáticamente los resultados que esperas.

¿Cómo romper este círculo vicioso? 

Convirtiendo a tus miedos en tus mejores aliados y dando pequeños pasos para ir superándolos. Este tipo de miedo se supera con acción, actuando. Pasas a la acción y le demuestras a tu mente, a tu ego, que no te sucede nada, que sigues vivo.

Y digo que el miedo es tu aliado porque si sientes miedo vas a ir adueñándote de tu identidad más lentamente, con pies de plomo, pidiendo ayuda, estudiando para convertirte en la mejor coach, leyendo mucho sobre el tema, ofreciendo mucho valor con lo que haces… porque el miedo te ayuda a ser más cautelosa y por tanto, al ir más despacio cuando llegas a adueñarte completamente de tu identidad, en mi caso como coach, ya estás preparada para lograr el objetivo de tener clientes y vivir del coaching, porque por el camino has dado los pasos necesarios.

¿Has cambiado tu percepción sobre el miedo? 

Ahora, tal vez puedas ver el miedo como necesario y saludable en cierto grado, porque a veces queremos ir tan rápido que llegaríamos a nuestro objetivo antes de habernos convertido en la persona merecedora de ese objetivo y por tanto, lo boicotearíamos a la más mínima, no llegaríamos a mantenerlo en el tiempo.

Y hay veces que el miedo, como te cuento en mi vídeo, no se manifiesta solo a través de tus pensamientos, sino que lo hace físicamente. Si tú le haces poco caso a tus pensamientos, la mente lo que hará es provocarte emociones negativas para que desistas del cambio que quieres hacer y si aún así sigues adelante, tal vez, como en mi caso, te provoque dolores físicos. Puede ser que el día de antes de una conferencia importante, enfermes o el día de la charla tengas un gran dolor de cabeza, como me ha pasado a mí. Normalmente este tipo de malestar físico se pasa cuando terminas la conferencia o la charla.

Mi miedo a brillar me ha provocado dolor de pies

En este momento acabo de relacionar un dolor de pies que tengo con mi miedo a brillar. Los pies son el símbolo de caminar, de avanzar y si te duelen tiendes a caminar menos a quedarte sentada y no moverte. Esto es lo que quiere mi mente, que me quede como estoy y que no BRILLE. El miedo ya lo había detectado en mí gracias a esta poderosa pregunta: ¿A quién dejarías de parecerte si brillaras?  Pero el dolor de pies hace muy poco que lo he relacionado con este miedo a brillar. Escuchar el cuerpo no siempre es fácil, hay que estar muy entrenado para hacerlo y ser muy consciente de tus miedos.  A mí me ha llevado meses relacionarlo, pero ahora sé que estoy en el camino acertado para permitirme brillar e iluminar al mundo con mi brillo único.

¿Y tú te vas a permitir brillar para iluminar al mundo con tu brillo único y especial? 

Espero que sí y espero poder verlo y que me lo cuentes en comentarios para darte mi enhorabuena de alma a alma. Te mereces una vida de amor, abundancia y éxito, empieza a crearla desde hoy con el miedo como tu mejor aliado. Si te ha gustado este post, te agradecería mucho que lo compartieras con aquellas personas que piensas que lo necesitan. Gracias, gracias, gracias

6 comentarios
  1. jose manuel
    jose manuel Dice:

    Una gran reflexión sobre una emoción que nos provoca tanta incertidumbre. Mostrando su luz, su comprensión nos hace imparables ante todo lo que nos suceda en la vida o queramos conseguir de ella. Mis felicitaciones. Un saludo Isabel

    Responder
    • Isabel Corell
      Isabel Corell Dice:

      Gracias José Manuel por pasarte por aquí y dejarme tu reflexión. Totalmente de acuerdo con lo que dices. Permitirnos sentir el miedo, integrarlo y avanzar junto a él porque nuestra alma sabe, aunque la mente se niegue al cambio. El miedo nos ayuda a aumentar nuestra conciencia. Gracias

      Responder
  2. Juanita
    Juanita Dice:

    Muchas gracias isabel ,,, ahora veré de otra forma el miedo,,, se que lo llevaré siempre a mi lado y que ya no será mi enemigo,,, cuantas veces he sentido ese miedo y he dejado ese camino,,,,,sin saber qué es por donde debo ir .
    No tienes idea cuanto bien nos haces isabel a los que te seguimos.
    Juanita M.

    Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.